Blog

¿Cómo quitarle lo ácido a la salsa verde? la técnica perfecta

Si te encanta la salsa verde pero has notado que a veces queda ácida o amarga, aquí encontrarás la técnica perfecta y consejos para lograr que tu salsa sea deliciosa

Por Nidia Covarrubias

-
¿Cómo quitarle lo ácido a la salsa verde? la técnica perfecta

¿Cómo quitarle lo ácido a la salsa verde? la técnica perfecta

La salsa verde no sólo es un complemento en la cocina mexicana, también es un ingrediente utilizado con frecuencia para guisados y como elemento central en las enchiladas o los chilaquiles, por ejemplo. Por ese motivo contar con una buena receta y los tips adecuados para conseguir la salsa verde perfecta es de gran ayuda. Aquí encontrarás la técnica para quitarle lo ácido a la salsa verde y consejos sobre cómo quitarle lo amargo.

También te puede interesar: 7 consejos para quitarle lo ácido a la salsa verde de tomate

Quitar lo ácido a la salsa verde

Hay dos razones por las que la salsa verde puede resultar ácida a) la madurez del tomatillo b) poco cocimiento de la salsa. Los tomates en general son una verdura naturalmente ácida: a menor maduración del tomatillo mayor acidez; por lo que el sabor ácido que tienen los tomatillos y las salsas verdes es un resultado normal en este tipo de receta. Sin embargo, se puede afectar la composición química de estas verduras al cocinarlas bien, perderán buena parte de su ácido.

Consejo: Asegúrate de elegir tomates verdes maduros y ásalos o hiérvelos por tiempo suficiente, notarás que es así porque habrán cambiado de un verde vivo a un verde opaco.

También te puede interesar: Carne de cerdo en salsa verde con chile serrano

Quitar lo amargo a la salsa verde

Los ingredientes de la salsa verde por si mismos no son amargos, el único ingrediente que posee un toque ácido es el tomate verde o tomatillo, como también se le conoce. Sin embargo, la cebolla y el ajo asados si pueden desarrollar un sabor amargo si se queman, por eso es importante evitar que estos ingredientes al ser asados pasen más tiempo del necesario al fuego.

Consejo: Coloca la cebolla y el ajo en fuego bajo o en temperatura baja, y retírales en cuanto cambien de tono. La cebolla es más translúcida cuando está cocida y el ajo se vuelve opaco, este efecto se logra a veces en menos de un minuto, mantente atento. No permitas que se vuelvan de color negro. A diferencia de los demás ingredientes de la salsa verde, estos producen amargor al quemarse.

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo sobre las tendencias relacionadas con la cocina.

Debes completar tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Blog