Dietas

¿Cómo se hace la dieta militar de 3 días para bajar 5 kilos?

Si la ropa te queda más ajustada de lo normal y estás consciente de que no estás comiendo de manera adecuada, seguir esta dieta te hará perder kilos para sentirte mejor

Por Brenda Garduño

-
null

En caso de que notes que te has excedido en la calidad y la cantidad de comida, la ropa no te queda tan bien como la semana pasada y tienes un compromiso próximamente, además de que el espejo también te muestra que has subido de peso, podrías tomar en cuenta seguir la dieta militar de los tres días para bajar 5 kilos.

Esta dieta no es más que un plan hipocalórico de alimentación diseñada por nutricionistas estadounidenses para hacer que los soldados bajaran de peso, de ahí que también se le conozca como la dieta de la armada o la dieta de la marina que en el tiempo que dura aporta un nivel de energía bajo.

¿Qué puedo comer durante la dieta militar?

A pesar de que su nombre suene tan estricto, no tiene tan pocas calorías como otras dietas como las que son menores de 1200 calorías o como la cetogénica. Uno de los aspectos fundamentales de la dieta militar es cuidar estrictamente la dieta para no ingerir menos de 1100 calorías ni pasarse de las 1500. Por lo que, si se te antoja comer un helado de limón natural lo puedes hacer si el menú de tu día lo permite.

También te puede interesar: Dieta de La Roca: lo que Dwayne Johnson come en 6 mil calorías

En promedio, se pueden perder 4.5 kilos durante los tres días de dieta, pero si deseas alcanzar la meta de los cinco kilos, puedes aumentar con moderación y precaución la cantidad de ejercicio físico por un día, que podría ser el día que descanses del trabajo o de la escuela. 

Es obvio que, para no sobrepasar los límites calóricos de la dieta militar, se recomienda dejar de lado las proteínas animales como la carne de res, el pollo y sobre todo los embutidos. Es mejor darle preferencia al atún, pero eso no quiere decir que puedas comerlo más de una vez al día.

Tampoco es necesario que te despidas del té y el café, pero más vale que los tomes sin azúcar si es que quieres disfrutar de un postre a medio día. En el caso del azúcar, las verduras y las frutas siempre serán tus mejores aliados, ya que los puedes combinar con panes integrales para saciar el hambre. 

Como tip, puedes complementar tu menú con crema de cacahuate, zanahorias ralladas, pepino, jícama, nueces, galletas bajas en grasas, pasas, arándanos y moras azules. Por supuesto que puedes tomar batidos con proteínas vegetales que aclaren la cantidad de calorías que consumes en cada cucharada. Esto te ayudará a sentir saciedad al mismo tiempo que consumes alimentos saludables fácilmente.

También te puede interesar: Dieta para la gastritis: menú para desayuno, almuerzo y cena

¿Cuál es la forma correcta de seguir la dieta militar?

Una dieta tan carente de calorías sólo se recomienda para aquellos que, durante el tiempo que dure la dieta, no hagan más ejercicio que el necesario para que el organismo tenga energía suficiente para cumplir sus funciones vitales sin mayor inconveniente como dolores de cabeza o desmayos.

Antes de seguir esta u otra dieta, debes de tomar en cuenta que los aumentos de peso pueden ser consecuencia de cambios hormonales, retención de líquidos o un problema metabólico que tenga que ser tratado por un especialista. Sin embargo, hacer modificaciones en tu dieta que sean más saludables a los que sigues cotidianamente no está demás e incluso es más que necesario.

¿Te parece complicada esta dieta?

Sí, pero es más saludable 0%
No, sólo es cuestión de modificar hábitos 0%
Síguenos en

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Todo sobre las tendencias relacionadas con la cocina.

Debes completar tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Más de Dietas